Inicio de sesión

PostHeaderIcon First Lego League reta a los estudiantes a buscar ideas innovadoras en seguridad alimentaria

El Parque Tecnológico de Bizkaia ha vuelto a acoger el torneo First Lego League, una competición dirigida a potenciar las habilidades científicas y tecnológicas de los jóvenes a través de la diversión. Este año han participado 350 estudiantes de centros vascos, de entre 9 y 16 años, resolviendo el reto científico de la seguridad alimentaria y enfrentándose a una competición de robots.

First Lego League es una competición que se celebra a nivel internacional desde 1998 y se celebra en 57 países diferentes con el objetivo de fomentar el interés por la investigación, la ciencia y la tecnología entre los jóvenes, a través del juego y el trabajo en equipo para desarrollar proyectos prácticos. A nivel estatal se han realizado 18 torneos, y el de Euskadi ha sido el más concurrido, con 34 equipos de centros educativos vascos, y un total de 350 participantes.

Todos los años First Lego League lanza un reto para el torneo científico, sobre el cual los estudiantes han de desarrollar una solución innovadora. Este año ha sido la seguridad alimentaria, entendida como la mejora en la producción de alimentos para prevenir su contaminación y garantizar su calidad. Otros años los retos se han centrado en la biomedicina o la movilidad eficiente en la ciudad.

La competición consta también de una prueba de robótica, donde los equipos han de construir y programar un robot a partir del kit Lego Mindstorm para que sea capaz de completar varias misiones. Los premios se otorgan en función de estas dos pruebas, así como la capacidad de los jóvenes para trabajar en equipo y presentar sus proyectos de forma creativa. Este año, los ganadores han sido los equipos LS Bideluze, del colegio La Salle Berrozpe de Andoain, Overclock Axular, de la ikastola Axular en San Sebastián, y D Team, estudiantes del colegio Gaztelueta en Leioa. Estos tres equipos participarán en la final estatal, que se celebra en marzo en Pamplona.

De cara a desarrollar el reto científico, todos los equipos han trabajado desde el inicio de curso con visitas a empresas de alimentación, charlas con expertos y experiencias prácticas, de cara a conocer más de cerca el mundo de la seguridad alimentaria. El equipo Los Patatrónicos, de Elburgo, quien se llevó el premio a la solución innovadora, visitó la facultad de Farmacia de la UPV/EHU en Vitoria, así como empresas de alimentación ecológica y los huertos Biolortu de Elburgo. A partir de ahí han desarrollado una solución para luchar contra la plaga del gusano de la col respetando los criterios de la agricultura ecológica.

Fuente: euskadinnova.net

http://gipuzkoakoartisauak.net/images/logo_dipu.jpg